miércoles, 20 de enero de 2010

¡Pobre de ti!

Haití, Haití, Haití... ¡ay de ti!
Cada vez que enciendo la tele, sólo hablan de Haití, y sólo ponen fotos y videos de Haití, y solo transmiten conferencias de personas de autoridad que hablan sobre la frágil situación socioeconómica de Haití, y Haití arriba y Haití abajo.
Haití, pobre de ti.

Si es que ya lo veo venir. Pasará como con todo, dentro de un par de meses, esto ya estará más que resuelto, aunque no lo esté, y estaremos atentos a otra gran catástrofe natural de cualquier zona del globo... Haití dejará de ser fuente principal de morbo gratuito, y Falsimedia nos distraerá con las "actuaciones humanitarias" de los de siempre, en vez de contar las terribles desgracias, y no precisamente naturales, a las que estamos sometidas todos.
Desde mi nave, les encomino a que no atiendan la televisión ni cualquier medio que desinforme y confunda.
A que no donen. Los haitianos no comen dinero, apoyemos acciones reales que les ayuden de veras.
Y sobre todo, mando besos, miles, a quien seas. El amor, el sentimiento de fraternidad e igualdad es el único que nos ayudará, hoy y siempre.
Saludos

No hay comentarios: